Lo bueno de correr por la tarde

Si hiciéramos una encuesta entre corredores, probablemente, la mañana se llevaría el premio al horario favorito. Pero, correr por la tarde tiene beneficios y adeptos ¿Te animas a sumarte al equipo PM?

Si hiciéramos una encuesta entre corredores, probablemente, la mañana se llevaría el premio al horario favorito. Pero, correr por la tarde tiene beneficios y adeptos ¿Te animas a sumarte al equipo PM?

Aunque la mayoría de los corredores prefiere “hacer la pega” durante la mañana, correr al final del día tiene más beneficios de los que te podrías imaginar. Y no solo para el cuerpo, también para nuestra mente.

¿Quieres conocer las ventajas de correr PM?

¡Adiós, estrés del día!

Terminaste la jornada y sientes que no hay nada que te ayude a desconectarte verdaderamente. ¡Anda a correr! No hay mejor manera de dejar los problemas atrás que corriendo. Aprovecha todas las ventajas antiestrés del running, sin importar cuán complicado haya sido el día… unos kilómetros lo solucionarán.

Menos lesiones

Si eres de los que se levantan, saltan de la cama, se ponen las zapatillas y salen a correr es probable que, sobre todo sin el precalentamiento adecuado, tu cuerpo aún no se haya despertado y corres esos primeros minutos con los músculos todavía en pijama. En la tarde, no tendrás ese problema lo que finalmente resultará en que tengas menos lesiones. De todas maneras PM tampoco olvides pre calentar y elongar.

Acelera tu metabolismo

Aunque correr por la mañana activa tu cuerpo y te permite acelerar el metabolismo, al llegar la noche ya bajaste las revoluciones y al irte a dormir, seguro el mecanismo quema grasas andará más lento. Un entrenamiento PM te permite irte a la cama con ese sistema activo y listo para seguir quemando incluso en reposo.

Correrás más kilómetros

Los corredores PM, según estudios recientes, tienden a sumar más kilómetros. Y no porque sean más aplicados…su capacidad pulmonar aumenta en un 6% por el horario del día elegido. Lo que también significa un mejor rendimiento, por ejemplo, en el trabajo en pista.

Bajar las revoluciones

Si logras hacer una correcta disminución de las revoluciones una vez terminado el entrenamiento, tendrás mayores posibilidades de tener un sueño reparador. Así que una vez que finalicen tus kilómetros: intenta bajar las luces, no te expongas a pantallas e intenta tener una rutina de sueño adecuada.